“Conectar los hijos a Jesús, conectarnos juntos, para conectar al mundo”

Honrar a dios

Servir es una forma de agradecimiento por lo que Jesús hizo por nosotros en la cruz. Ahora como líderes y servidores de nuestra casa, no solo es una bendición, sino también una responsabilidad.

Honrar su iglesia

Dios nos llama a volvernos parte de algo más grande a través de servir en su iglesia, y su iglesia es edificada cada vez que tú inviertes tu tiempo, y tus talentos. Encontramos en su palabra que cada vez que más gente se añadía y se envolvía en la iglesia, esta crecía. Tú eres clave para el crecimiento y fortalecimiento de nuestra casa, ¡tu casa!

Honrar a las personas

El servicio en nuestra casa está dirigido en una sola área, que es la de servir a la gente, tanto a los miembros de la casa como los que nos visitan por primera vez. Y por esta razón debemos venir siempre con el corazón dispuesto a servir a todos, y con esto crear una atmósfera donde las personas se sientan bienvenidas. Somos las manos y los pies de Jesús, actuemos como él lo haría. Siempre con una palabra cálida, un abrazo fraternal. No puede ni debe existir entre nosotros todo aquello que venga a dividirnos, siempre debemos buscar en toda la unidad. Primero con Dios, después con nosotros para poder reconciliar al mundo con Jesús.